Leo

 
Hoy estoy notablemente contento. Siento este día como un parte aguas no sólo de mi existencia; sino de mi niño mayor, Leo y de la familia en general. Le comento por qué…
 
Primero que nada, quiero confesarle que soy muy llorón para ciertos asuntos. Por ejemplo, no puedo evitar que se me salgan "las de san Pedro" cuando veo la película "la vida es bella", o cuando escucha la canción de Fato "dícelo al viejo". En fin, soy llorón en ciertos momentos y bajo particulares situaciones. Recuerdo cuando las lágrimas se me rodaron cuando dejé en el kinder a Leo; en esa ocasión mi esposa no lo pudo dejar ella misma -como lo hacen la mayoría de las familias en el primer día de clases de un niño- y me tocó a mí sentir su mano desprendiéndose de la mía para tomarle la mano a la maestra y entrar a la escuela. Fue un momento muy especial, lloré como una fanática de las telenovelas viendo el capítulo final de la historia. La noche anterior también lloré al darme cuenta que mi bebé iniciaba una etapa nueva en su vida y que dejaba de ser eso: un bebé…
 
Pues bien. Hoy casi lloro de nuevo: mi niño, de seis años, recostado junto a mí y con un libro en las manos, me dictó una capítulo completo para una tera mía que tengo que entregar el sábado.
Si usted es padre -o madre- sabe de la tremenda felicidad que es ver a su hijo leyendo sus primeras palabras. ¡¡¡Imagínese a mí, de la nada llegó Leo, tomó el libro y se puso a dictarme un capítulo completo de un libro!!! ¡¡¡Me ayudó con mí tarea!!! ¡¡¡Mi niño de seis años me ayudó con mi tarea!!! Yo, escribiendo en la computadora, tomaba nota de lo que el pequeñín, con su voz tierna y noble, dictaba sobre las inteligencias múltiples de Howard Garner…
Increíble.
 
Te quiero mucho Leo…
 
Tleluz
 
 
 
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Leo

  1. patricia maria dijo:

    Hay Heidis, ya me hiciste llorar a mi también, me guata mucho cuando dejas mostrar esa parte tan emotiva de ti, que creo que soy yo de las pocas personas que la conozco. Me gusta mucho saber que nos cuidas y nos quieres mucho. Disfruto verte haciedo los arreglos necesarios a la casa. Te doy las gracias por todo el apoyo que me has brindado siempre y en ocasiones te envidio, por que por diversas cuestiones te ha tocado vivr momentos en los que normalmente seria una máma la que estaría al lado de sus hijos, tu llevaste por primera vez al Kinder, no solo a Dani, sino tambien a Leo, tu viste por primera vez a Luz María también. En fin , no me resta mas que decirte que te amo, y estos pequeños detalles, me hacen amarte aun mas.
                                            Gracias por eatar a mi lado y cuidar de nosotros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s